Comprar computadoras de escritorio baratas: ¿Dónde conseguirlas?

Esto es un cuadro de diálogo de productos recomendados
Sugerencias
A partir de
Ver todo >
Language
Français
Inglés
ไทย
Alemán
繁體中文
¡Hola!
All
Regístrate y compra en Lenovo Pro
Regístrate en Education Store
Delete icon Remove icon Add icon Reload icon
NO DISPONIBLE TEMPORALMENTE
DESCATALOGADO
No disponible temporalmente
Próximamente
. Las unidades extra se cobrarán al precio sin el cupón electrónico. Comprar más ahora
Lo sentimos, la cantidad máxima que puedes comprar a este increíble precio con cupón electrónico es
Inicia sesión o crea una cuenta para guardar la cesta.
Inicia sesión o crea una cuenta para registrarte en Rewards.
Ver el carro
¡Tu carrito está vacío!
Aprovecha los últimos productos y descuentos.
Encuentra hoy tu próximo laptop, computadora de escritorio o accesorio preferido.
Eliminar
Detalles del carro
Varios artículos del carro ya no están disponibles. Ve al carro para obtener más información.
se ha eliminado.
Revise su carro ya que los artículos han cambiado.
de
Contiene complementos
Subtotal
Ir a la página de pago
No
Búsquedas Populares
Hamburger Menu
Ir al contenido principal

¿Cómo comprar computadoras de escritorio accesibles?

A estas alturas, todo el mundo sabe que a medida que la tecnología evoluciona, los precios generalmente bajan. La razón es simple: Como establece la Ley de Moore, cada dos años más o menos, el número de transistores que podemos acomodar en un chip se duplica. Al mismo tiempo, el costo que implica fabricar estos chips baja.

Por lo tanto, dado que la capacidad de procesamiento ha ido aumentando rápidamente, mientras que los precios han ido bajando constantemente, ¿acaso se necesita realmente una computadora de escritorio que cueste un tanto dinero? ¿No estarías perfectamente satisfecho con una computadora de escritorio económica? Bueno, como con todas las preguntas relacionadas con las computadoras, la respuesta es “depende”. Dado que depende de varios factores, hemos elaborado una guía de cuatro pasos para ayudarte a determinar si una computadora de escritorio de bajo costo es adecuada para ti...

Paso 1: ¿Para qué utilizarás tu computadora de escritorio?

¿Eres un jugador? ¿O dedicas tus momentos de ocio a Minesweeper (Buscaminas)? Cuando importas tus fotos digitales, ¿simplemente las compartes en Facebook, o inmediatamente usas Adobe Photoshop para eliminar las imperfecciones (y posiblemente un desconocido ocasional que te arruine la foto)? El modo en que utilizas tu computadora es el factor más importante para determinar cuánto debes invertir en tu computadora de escritorio. Si tus necesidades son básicas, una computadora económica estará bien. A continuación presentamos algunos ejemplos de tareas básicas de computación:

  • Correo electrónico
  • Navegación web en general
  • Productividad simple (Microsoft Word, Excel)
  • Juegos casuales (Plants Vs. Zombies, Candy Crush)
  • Ver videos en YouTube
  • Streaming de música (iTunes, Spotify)
  • Organizar fotos y videos desde la cámara o el smartphone

Pero, si tus necesidades son más sofisticadas, es posible que tengas que desembolsar más dinero o que con el tiempo debas actualizar tu computadora de escritorio económica. A continuación presentamos algunos ejemplos de tareas más avanzadas de computación:

  • Edición avanzada de fotos (Adobe Photoshop)
  • Edición de videos (Lightworks, Adobe Premiere)
  • Juegos de PC (Overwatch, Fortnite)
  • Utilización de un servidor multimedia (Plex, Serviio)
  • Productividad gráfica (Microsoft Powerpoint)
  • Videoconferencia con varias personas
  • Utilización de sitios web con componentes multimedia de gran tamaño

Paso 2: ¿Qué tan económico es económico?

Una de las formas en que los fabricantes de computadoras pueden reducir el costo de una PC de escritorio es miniaturizando todos los componentes. En general, cuanto más pequeño, más barato. Es por eso que estamos empezando a ver más PC estilo "stick", que están diseñadas para conectarse al puerto HDMI de tu TV. Estos dispositivos de bajo costo suelen funcionar con Windows, pero no se pueden actualizar en absoluto, y rara vez tienen más de un puerto USB para conectar cosas como discos duros externos, cámaras o teclados y mouses con cable.

En lo que respecta a los teclados y mouses, las computadoras de escritorio más económicas no vienen con ninguno de estos periféricos, por lo que tendrás que utilizar los que ya tienes, o estar preparado para aumentar el presupuesto para comprarlos. A menos que estés buscando una all-in-one de bajo costo, tampoco recibirás un monitor.

Paso 3: Comprender dónde están los costos en una computadora de escritorio

¿Qué hace que una computadora de escritorio cueste tanto o tan poco? La respuesta está en los componentes individuales que componen una computadora: La CPU, la tarjeta gráfica, la memoria (RAM), el almacenamiento (SSD y/o HDD), el número y tipo de puertos (USB, Thunderbolt, HDMI, eSATA), e incluso la carcasa misma. En pocas palabras, todo lo que va adentro de una computadora puede afectar su precio, y existe una amplia gama de opciones para cada componente.

El verdadero truco para mantener un control sobre el costo de tu computadora de escritorio barata, es entender qué hace cada uno de estos componentes, y cómo se relacionan con tu experiencia de computación en general. A continuación te presentamos un breve resumen de los componentes más comunes:

CPU: Es el cerebro de tu computadora. Controla todo, desde la ejecución de tu sistema operativo instalado, hasta la ejecución de tu software, y, para tareas básicas, la gestión de lo que ves en tu pantalla. Las CPU están hechas de núcleos individuales (algo así como cerebros), y dado que las CPU de doble núcleo son las más comunes, también son las más baratas. Cada núcleo realiza sus tareas a una velocidad fija, medida en GHz. De modo que, a un nivel básico, cuantos más núcleos tenga tu CPU, y cuanto más rápido se ejecuten los núcleos, más capaz y potente (y costosa) será tu computadora. ¿Necesitas más que una CPU de doble núcleo? Para tareas básicas, no. Sin embargo, cuanto más le pidas a tu computadora, mayor será el beneficio de una CPU más cara.

Memoria (RAM): Del mismo modo que un cerebro humano, la CPU de una computadora necesita un lugar para almacenar la información con la que está trabajando. La memoria RAM (memoria de acceso aleatorio) es ese lugar. Cuanto mayor sea la memoria RAM que tengas, más podrá hacer tu computadora a la velocidad más rápida. La memoria RAM (según el tipo) puede ser cara y, por ejemplo, si pasas de 2GB de memoria RAM a 4GB, aumentará el precio de tu equipo. La regla general es que cuanto más programas quieras ejecutar en tu computadora al mismo tiempo, más memoria RAM necesitarás. O, de forma alternativa, cuanto más exigente sea el software, más RAM necesitarás. Para una experiencia de computación verdaderamente básica, basta con utilizar un sistema operativo como el SO Chrome de 2GB de Google. En cuanto pases a Windows de Microsoft, o quieras hacer algo más allá de lo básico, 4GB se convierte en el mínimo.

GPU: La GPU ayuda a la CPU cuando se trata de gestionar lo que ves en la pantalla. Cuando las GPU están "integradas", lo que significa que estos chips se encuentran en la misma placa que la CPU, cuestan mucho menos, pero a menudo son menos potentes que las GPU "discretas", que se instalan en una placa separada y se conectan a la placa principal a través de una ranura específica. Las GPU discretas son en realidad como computadoras gráficas especializadas dentro de tu computadora, con su propia memoria RAM. Esto explica por qué las computadoras con GPU discretas son mucho más caras que las que tienen gráficos integrados. Esa potencia extra (y el dinero extra) no siempre es necesario. De hecho, a menos que seas un jugador experimentado o alguien que trabaje con archivos de video de 4K, probablemente no la necesites.

SSD y HDD: Se supone que la mayoría de las personas desean almacenar muchas cosas en sus computadoras, como software, fotos, videos, música, etc., por lo que el tamaño promedio de una unidad de disco duro (HDD) es de 1 TB. Como también se supone que algunos compradores de PC desean que esté equipada con el software que más utilizan, como Windows, Google Chrome y juegos, y se carguen realmente rápido, se están ofreciendo las unidades de estado sólido (SSD) como una opción para las computadoras de escritorio. Las unidades SSD no tienen partes móviles y funcionan más como memoria RAM que como disco duro de disco giratorio, lo que las hace muy rápidas, pero también muy caras. Tu computadora de bajo costo no tendrá una unidad SSD, y es posible que el tamaño del HDD sea de sólo 500GB. O bien, es posible que termines con una unidad SSD muy pequeña, por ejemplo de 16GB, y sin ningún HDD. En todo caso, si no necesitas tener mucho software o archivos personales en tu equipo, estas son formas fáciles de ahorrar dinero.

Paso 4: Armar vs. comprar

¿Es posible ahorrarse algo de dinero en una computadora de bajo costo comprando todos los componentes individuales y armándola uno mismo? Por supuesto que sí. Sin embargo, en algunos casos podría resultar más cara que comprar una computadora prefabricada. Tampoco es la mejor opción para los que no tienen inclinación técnica. Aunque no es difícil, el montaje de componentes requiere cuidado y precisión, y un error de principiante -como no conectarse a tierra para evitar descargas estáticas- puede arruinar tus componentes antes de siquiera conectarlos a la red.

También está la cuestión de la garantía. Cada componente que compres vendrá con una garantía, pero si esa pieza deja de funcionar, tendrás que extraerla de tu PC para que la reparen o la sustituyan Una computadora prefabricada está cubierta por una sola garantía, por lo que cualquier desmontaje es realizado por el técnico de servicio, y él, y no tú, es el responsable de cualquier daño que pueda ocurrir.

Computadoras de escritorio de bajo costo de Lenovo

Lo creas o no, puedes comprar una computadora económica con toda la calidad por la que es conocida una empresa como Lenovo. Estos equipos no van a ganar ningún concurso de velocidad, pero son computadoras sólidas y confiables que han sido diseñadas para los que tienen requisitos básicos y presupuestos pequeños Tomemos como ejemplo nuestra Lenovo Ideacentre AIO 520 (22", Intel). Es una PC all-in-one, lo que significa que tiene todo lo que necesitas: una computadora con CPU de doble núcleo, una pantalla de 22”, además de un teclado y un mouse.

Sí, existen computadoras de escritorio económicas, y no, no es necesario montarlas a mano, o comprarlas de una marca que no reconoces o en la que no confías. Si tus necesidades son modestas, y tienes un presupuesto a tu medida, estos equipos pueden ser el compañero de computación perfecto.

Mira productos relacionados

Abrir en una nueva pestaña
© 2024 Lenovo. Todos los derechos reservados.
© {year} Lenovo. Todos los derechos reservados.
Compare  ()
x