Workplace Efficiency
David Goliath Banner

Cómo David desafió a Goliat

Dirigir una pequeña empresa no tiene por qué significar subestimarse en lo referente al uso de nuevas fórmulas de superar a la competencia.

 

Entre los principales recursos que puedes tener para superar a tus mayores competidores se encuentra la capacidad de ser cauteloso. Conseguir la desestabilización empresarial de una compañía puede ser un proceso terriblemente lento. Cuanto más ágil y diestro seas, más posibilidades tienes de poder adoptar nuevos procesos y tecnologías de forma rápida, lo cual puede ayudarte a aventajar a las grandes empresas competidoras.

A continuación, detallamos algunas medidas que puedes poner en práctica para perseguir a los clientes que buscas y, al mismo tiempo, igualar las oportunidades del sector competitivo gracias al uso de técnicas innovadoras.

Utiliza la evolución en tu favor.

Todos los productos evolucionan con el tiempo. Para las pequeñas empresas, el truco está en encontrar un futuro avance en el que las empresas ya establecidas no tengan una ventaja natural. Por lo general, una o varias de aquellas categorías generales. Un buen ejemplo es la evolución de las siderúrgicas y el de las pequeñas plantas siderúrgicas contra las grandes que se describe en el libro The Innovators Dilemma de Clayton M. Christensen.

En él, Christensen estudia los medios en los que las pequeñas plantas siderúrgicas se centraron y con los que pudieron reducir costos en algunos productos en los que las grandes plantas no lograron obtener suficiente margen de beneficios. Al conseguirlo, las grandes plantas siderúrgicas corrieron peor suerte aún, porque sus márgenes de beneficios no les permitieron contraatacar, ante lo cual solo pudieron ceder el mercado a dichos productos. Las pequeñas siderúrgicas siguieron procediendo de la misma manera con otros productos.

La personalización es una táctica desestabilizadora clave a la hora de obtener una ventaja sobre los competidores.

Las grandes empresas tienen que producir a gran escala. En su caso, no pueden asumir encargos especiales de cada cliente. En cambio, las pequeñas empresas sí pueden. Ponerse en contacto con clientes y ofrecerles funciones, precios o servicios personalizados les hace sentirse cuidados, lo cual puede ayudarte a mejorar tus resultados sin tener que invertir mucho dinero, ni recursos valiosos o limitados.

Un gran ejemplo para el caso anterior es el de la compañía con sede en Atlanta Scuf Gaming. Se encarga de desarrollar controladores de videojuegos personalizables en un mercado en el que las grandes empresas suelen tener el hardware de videojuegos bloqueado. Scuf ofrece un medio por el que no solo puedes personalizar tu controlador, sino también fijar un precio y ofrecer programas para socios, descuentos y ofertas especiales en un sector donde los precios son cada vez más fijos.

En el pico de la curva

Actualiza el software de tu carro de la compra o tus servicios; y recuerda que ya no puedes limitarte a crear un simple botón “Comprar ahora”. Necesitas un chat en vivo, recomendaciones inteligentes (por ejemplo, como la sección “Los clientes que compraron este producto también compraron” de Amazon) y otras herramientas que mantengan a tus clientes ocupados y que almacenen dicha información para que puedas aprender sobre los clientes y atenderles mejor.

Una táctica desestabilizadora que no debes olvidar es que “ante la duda siempre hay margen”.

Esto significa que si conoces un tema mejor que nadie, puedes cobrar por adaptarlo a otros ámbitos. Este es el caso, por ejemplo, de empresas como Uber o Tinder. Actualmente, se muestran como negocios desestabilizadores, principalmente, por echar abajo las prácticas burocráticas y otros obstáculos similares, aunque se aplica a prácticamente cualquier cuestión.

Ante todo, que sea sencillo.

Crear un sistema de tipo “pulsador” puede ser el paso más desestabilizador que puedes adoptar para derrotar a tus competidores. Muchas empresas más grandes tienden a tener varias líneas de productos, sistemas de pedido complejos y un servicio de atención al cliente imperfecto.

Un ejemplo: Filthy Casual. Esta marca de ropa relativamente nueva, pero cada vez más popular, es una pequeña empresa exclusiva de camisetas con una página web sencilla que solo ofrece unos pocos diseños de camisetas en cualquier momento. El planteamiento crea una demanda limitada de ciertos diseños y reduce sus costos generales y de inventario. Asimismo, ha ayudado a establecer una creciente comunidad verbal de clientes que comercian con diseños limitados.

En el mundo empresarial, a veces, menos es más. La simple creación de procesos sencillos para los clientes, te permite agregar un valor duradero y mejorar las relaciones con ellos.

Al tratar de desestabilizar a las grandes empresas, no siempre tienes que aspirar a lo más alto con procesos y tecnologías costosos. Ser desestabilizador puede producir una sensación de conexión con los clientes que el mundo empresarial no puede ofrecer. La personalización de la experiencia del cliente, conociendo tu sector, y facilitando y adaptando procesos sencillos, te permitirá crear muchas tácticas empresariales que te ayudarán a vencer a los gigantes empresariales que se crucen en tu camino.

 

Thumbnail